Foro España se presenta en Bruselas para promover los valores constitucionales

Foro España se presenta en Bruselas para promover los valores constitucionales

El pasado 20 de noviembre, la delegación del Foro España de la Solidaridad y el Progreso acudió al Parlamento Europeo, en Bruselas, para dar a conocer frente a Europa la asociación y sus pilares fundamentales: la dignidad, la libertad, la democracia y el Estado de Derecho. El viaje, encuadrado dentro de la invitación del europarlamentario Liberal Enrique Calvet, fue organizado junto a la Unidad de Visitas y Seminarios, donde organizan encuentros con la intención de dar conocer el funcionamiento de las instituciones y acercarlas más a los ciudadanos comunitarios.

Para llevarla a cabo, a primera hora de la mañana, Foro España fue citado en el barrio europeo donde recibió una charla sobre la estructura y el funcionamiento del Parlamento. De la mano de una funcionaria española, se repasó la progresiva entrada de los 28 países que forman la Unión Europea desde la creación de la Comunidad Económica Europea en 1957 con la unión de Alemania, Bélgica, Francia, Italia, Luxemburgo y los Países Bajos, hasta la entrada de Croacia, último país en incorporarse al grupo durante el verano de 2013.

 

Durante la visita, también se habló sobre la adhesión a la Unión y las condiciones que los estados que tengan el deseo de entrar deben cumplir, conocido como criterios de Copenhague y que se basan en una democracia estable, el Estado de Derecho y la aceptación de toda la legislación de la UE. En estos momentos, son cinco los países candidatos a entrar en el grupo comunitario: Albania, la Antigua República Yugoslava de Macedonia, Montenegro, Serbia y Turquía.

 

Más tarde, el grupo fue conducido a la sede del Parlamento, donde los 751 diputados que lo conforman se reúnen en grupos organizados por su afiliación política y no por su nacionalidad. Ante un Hemiciclo repleto de visitantes, le llegó el turno a uno de los mayores desafíos a los que se enfrenta la Unión Europea desde su creación: el Brexit. Y, asimismo, se destacó la baja participación de los jóvenes en las elecciones europeas. Un examen frente al que se volverá a medir en los próximos comicios del mes de mayo, durante los que se comprobará el impacto del surgimiento de grupos de extrema derecha o nuevos partidos con vocación paneuropea como Volt.

 

Una vez finalizada la visita, comenzó la segunda parte en la que el Foro se presentó a Europa como una asociación independiente de cualquier partido político, que tiene la finalidad de recuperar la unidad y la solidaridad de España. En el Press Club Brussels Europe, ubicado a escasos metros del Parlamento, el Foro España de la Solidaridad y el Progreso hizo un llamamiento a los valores constitucionales junto a varios miembros de su junta directiva, a los que acompañó Enrique Calvet, quien manifestó su satisfacción con la iniciativa frente al movimiento secesionista catalán.

 

Salvador Sánchez-Terán, presidente de Foro España y ex ministro de UCD, destacó durante su intervención que “la intención de la plataforma es crear un gran movimiento sostenido bajo el principio de una solidaridad amplia y profunda, en un momento en el que la sociedad española se enfrenta a retos fundamentales para su convivencia y Europa representa un pilar esencial”. El ex ministro mostró la importancia de recuperar el “espíritu de la generación de la concordia” que promovió una Transición pacífica, basada en tres pilares fundamentales: “la paz, la democracia y Europa”.

 

En su opinión, el enriquecimiento que esto supuso para la sociedad española se ha visto mermado debido a la crisis económica que ha generado el “surgimiento de grupos políticos que han deteriorado la democracia”. Por esto, según Sánchez-Terán, “la solidaridad es también uno de los valores sobre el que se fundamenta la Unión Europea y es imprescindible recuperar los valores de la Transición e impulsar la solidaridad entre los pueblos, las ciudades y las Comunidades Autónomas, respetando siempre la legalidad”, algo que ha estado tan presente estas últimas semanas con la celebración del 40 aniversario de la Constitución española.

 

Por su parte, Mariano Gomá, fundador y vicepresidente de Foro España, resaltó que “en Cataluña se ha producido una anomalía democrática”, y, en este sentido, “el problema es de todos los españoles y España debe reaccionar”. Durante su turno de palabra, Gomá resaltó que la solución pasa por “ley, justicia, democracia y urnas”, ya que el trabajo de la asociación debe promover la unidad territorial basada en pedagogía social para que “la gente se dé cuenta de que están rompiendo nuestro país” y conseguir “vencer en las urnas y terminar con este tema”. Asimismo, resaltó que en su opinión, el problema no se limita sólo al territorio español, sino que también se extiende fuera de nuestras fronteras: “Si se revienta España, Europa quedará tocada de muerte y vamos a debilitar los bloques mundiales”.

 

En esta línea, Alessia Putin, abogada y profesora de Derecho y Relaciones Internacionales, manifestó que “los populismos van en contra de los valores de la democracia”. Ante el reto del resurgimiento de los nacionalismos, Putin declaró que otra de las propuestas se centra en “reforzar el sentimiento de pertenencia a Europa”. Según la abogada, éste se podría promocionar intensificando el programa Erasmus y además, frente a la previsible salida de Reino Unido de la Unión, lanzó la idea de permitir a los estudiantes de este país continuar teniendo acceso a estas becas.

 

Para finalizar la presentación del Foro España, Jesús Verdes, socio fundador y miembro del comité ejecutivo, relató en último lugar que sus líneas de trabajo se basan en la educación y las personas. Para él, “los jóvenes y los mayores son los sectores más castigados por la crisis debido a que se han invertido una serie de valores”. Según Verdes, la brecha que se está abriendo entre estos grupos es muy preocupante, donde en el caso de los más jóvenes “es imposible acceder a determinados puestos de la administración pública”. Asimismo, Verdes, especializado en solidaridad en materia educativa, hizo hincapié en la idea de que “el idioma es un arma política” a la que hay que prestar atención. Para ello, mostró una serie de soluciones existentes dentro de sus líneas de estudio como es la posibilidad de que lenguas cooficiales como el euskera, se puedan estudiar en otras ciudades, lo que ayudaría a “romper muchos frentes”.

 

Isabel Garrido

Responder

Tu email no será publicado. Required fields are marked *
Puedes usar estas HTML etiquetas y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>